¿Dios nos da y Dios nos quita?

“Dios nos da y Dios nos quita”

¿Cuántas veces hemos escuchado esta frase?

Si bien es cierto es una frase tan popular utilizada por muchas generaciones, desde mi punto de vista es totalmente errónea en lo que respecta a la segunda parte de la frase.

Dios solo da, esa es su naturaleza, absolutamente todo Dios ya nos lo ha dado.Click To Tweet

Dios no castiga, no nos quita nada, nosotros somos los que no permitimos y bloqueamos su luz y su energía.

¿Cómo bloqueamos a Dios? Con nuestro comportamiento egoísta, con nuestro deseo de sólo recibir y de recibir de forma inmediata, juzgando a los demás por ser diferentes bien físico, costumbres y pensamiento, y finalmente juzgándonos a nosotros mismos.

Si Dios ya nos da todo lo que necesitamos, porque entonces le pedimos si ya está todo a nuestra disposición, porque habría de quitarnos lo que siempre ha estado.

Si reflexionamos sobre esto, encontramos que los responsables del caos y sufrimiento que se manifiestan en nuestra vida, somos nosotros.

Al dejar de compartir dejamos de recibir la luz del creador, cuando la recibimos no son nuestras, tal es que si las compartimos funcionamos como un canal transportador de luz que nos permite recibir aún más, se genera un flujo de luz y un circuito de energía que solo puede detenerlo un comportamiento egoísta.

Así que cuando escuches la segunda parte de la frase “Dios nos da y Dios nos quita”, sólo aplica su primer parte, la segunda depende totalmente de nosotros.

Marco Santos.