5 Grandes Lecciones de la Madre Teresa de Calcuta

5 grandes lecciones de vida de la Madre Teresa de Calcuta

La Madre Teresa de Calcuta ha sido un ejemplo de la perseverancia pero sobre todo amor al prójimo vivió grandes experiencias durante sus años de servicio en Calcuta​ que es la ciudad capital del estado indio de Bengala Occidental, las cuales le ayudaron a descubrir lecciones de vida muy importantes. Muchas de ellas están relacionadas con el amor y la compasión y quedaron plasmadas para siempre en la historia de la humanidad. Te dejamos 5 grandes lecciones de Vida de la Madre Teresa de Calcuta.

'No debemos permitir que alguien se aleje de nuestra presencia sin sentirse mejor y más feliz'Click To Tweet

“Ningún fracaso debe desanimar, mientras se tenga clara conciencia de haber hecho aquello que estaba a su alcance”.

Vivir implica fracasar y eso es algo que no debe detenernos. Estamos en la Tierra para seguir adelante después de cada caída y con la frente en alto siempre.

“Pasamos mucho tiempo ganándonos la vida, pero no el suficiente tiempo viviéndola”.

Todos los días debemos de recordar que nuestra misión en la Tierra es vivir. Por eso tenemos que hacer las cosas que nos apasionan, estar con personas que nos hacen felices y disfrutar.

“Si juzgas a la gente, no tienes tiempo de amarla”.

¿Cuántas veces juzgamos a una persona solo por cómo se ve? Al hacerlo nos privamos de la oportunidad de saber si es alguien maravilloso que vale la pena tener en nuestra vida.


“A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota”.

El amor propio es una de las armas que tenemos para salir adelante. Por ello, es esencial saber que somos importantes en este mundo, pero no olvidar que somos remplazables.


“Sonríe cinco veces al día a quien en realidad no quisieras sonreír. Debes hacerlo por la paz”.

El mundo en el que vivimos actualmente necesita paz. En nuestras manos está hacer algo por mejorarlo (afortunadamente sonreír es algo sencillo y eficaz).